Nuevas dianas para el tratamiento del cáncer de Mama

Un equipo de la universidad de Cornell ha descubierto como bloquear la capacidad de movimiento de las células malignizadas. Las células cancerígenas antes de poder diseminarse por todo el cuerpo (metastatizar) necesitan primero perder su capacidad de adhesión y segundo poder migrar a otros sitios para invadirlos.

Para esto último necesita proveerse de una serie de estructuras llamadas filopodios que le permiten el movimiento. No son más que proyecciones de la membrana de la célula cancerígena que se forman modificando el citoesqueleto. Los filopodios están compuestos por filamentos de actina y de otra proteína llamada fascina. Las células en metástasis sobre expresan esta proteína mientras que la cantidad en células epiteliales normales es pequeña por lo que en principio sería una diana adecuada.

En el estudio a los ratones se les implantan células cancerígenas y se les trata con el compuesto denominado macrocetona siguen con el cáncer pero este no se disemina, mientras que los no tratados sufren todos ellos la muerte por metástasis. Por otro lado, si se retrasa la administración del compuesto una semana tras la transferencia de las células cancerigenas, el porcentaje de éxito es superior al 80%.
Los ratones parece ser que sufren pocos efectos secundarios pues no ataca a todas las células en división como el taxol (que se une a la tubulina que forma los filamentos) sino solo a las células en movimiento de migración.

Representación 3D de la proteína fascina que se encarga de empaquetar filamentos de acina para formar haces unida la molécula llamada Macrocetona (anti metastásico). Su unión provooca que esta proteína no pueda unir actina.

Así mismo, desvelan el mecanismo molecular por el que las macrocetonas bloquean la metástasis, se unen específicamente a la fascina una proteína que junto con la actina permiten el movimiento celular. Concretamente las moléculas de fascina unen los filamentos de actina permitiendo su agrupación en haces y la molécula de macrocetona bloquea esta unión impidiendo la formación de dichos ‘dedos’ de actina. Esperemos que este tipo de sustancias sirvan como medicamentos para mejorar la supervivencia de las personas afectadas por el cáncer de mama u otros que sobre expresen esta proteína. Como mínimo servirá para estudiar que importancia biológica tienen este tipo de procesos de movimiento celular. La ciencia siempre avanza.

Referencias:

Migrastatin analogues target fascin to block tumour metastasis. Lin Chen, Shengyu Yang, Jean Jakoncic, J. Jillian Zhang & Xin-Yun Huang. Nature 464, 1062-1066 (15 April 2010)

Rab35 Controls Actin Bundling by Recruiting Fascin as an Effector Protein. Jun Zhang, Marko Fonovic, Kaye Suyama, Matthew Bogyo, Matthew P. Scott. Science 4 September 2009: Vol. 325. no. 5945, pp. 1250 – 1254 DOI: 10.1126/science.1174921

Induction of fascin spikes in breast cancer cells by activation of the insulin-like growth factor-I receptor. Guvakova MA, Boettiger D, Adams JC. Int J Biochem Cell Biol. 2002 Jun;34(6):685-98.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s